6 TIPS PARA NO ABANDONAR EL GYM A LOS 3 MESES

1. Haz del ejercicio una prioridad

 

Como si se tratara de una reunión de trabajo, planea una rutina de ejercicio, anotándola en el calendario de tu agenda y poniéndote recordatorios. Tener algo registrado en tu calendario te ayudará a mantener en mente tus metas y a mantener ese impulso por el ejercicio, en lugar de cambiar de plan e irte a otro lado.

 

2. Maximiza tu tiempo en el gimnasio

 

Establece metas específicas de acondicionamiento. Trata de fijarte la meta de ir al gimnasio entre 10 a 12 veces al mes. Si te ejercitas con regularidad, poco a poco lo irás notando en el cuerpo, perderás peso, te fortalecerás y te sentirás bien. El tipo de ejercicio que hagas tendrá un gran impacto en qué tan rápida y efectivamente alcanzas tus metas. Otra forma de establecer objetivos es inscribirte a una carrera, o caminar por una causa. Esto te motivará aún más.

 

3. Aumenta poco a poco de intensidad

 

Si estás usando aparatos de ejercicio por primera vez –ya sea una bicicleta fija, una caminadora, etc.- comienza lentamente durante las primeras sesiones y gradualmente aumenta el nivel de resistencia para elevar tu ritmo cardiaco. Ponte el objetivo de hacer 30 minutos o hasta cansarte. Conforme progreses, incrementa el nivel de resistencia para que te puedas escuchar diciendo “Lo logré”.

 

4. Cambia de rutina

 

No te vuelvas dependiente de ningún aparato de acondicionamiento ni de ninguna rutina de ejercicios. Mantén el asunto interesante y mezcla los ejercicios para que tu cuerpo pueda responder a una variedad de rutinas. También debes saber que no todos los aparatos cardiovasculares ni todos los ejercicios son iguales. Por ejemplo, algunos estudios han demostrado que las máquinas elípticas pueden provocar más estrés en las articulaciones y hacer el ejercicio mucho menos cómodo. Incorpora una variedad de máquinas y rutinas para mantenerte motivada y evitar el aburrimiento.

 

5. Opciones para ejercitarte fuera del gym

 

Asegúrate de tener una alternativa al ejercicio para los días en los que no puedas ir al gimnasio. Sigue rutinas a través de Internet (Pilates, cardio y entrenamiento de fortalecimiento) para hacer en casa o cuando estés de vacaciones.

 

 6. Fija metas realistas

 

Es importante establecer objetivos que puedas cumplir. No compares tu peso, físico o progreso con otros que circulan por el gimnasio: ninguno logró ese estado en un mes. Fija metas moderadas, a corto plazo y con una fecha límite, como por ejemplo bajar 4 libras (1,8 libras) en un mes. Y como meta a largo plazo, reducir 10 centímetros de cintura en 3 meses.

¡di NO a las excusas!

Más de nuestro blog

Ver todos